Recibe las actualizaciones de artículos por el EMAIL y sigue AnalistoADS:

c

Rentabilidad del Capital (Return on Capital)

Rendimiento del Capital (Return on Capital)

Para invertir en empresas de calidad, debemos observar algunas magnitudes numéricas. Magnitudes tales como los Ratios de Rentabilidad de Capital. Los Ratios de Rentabilidad de Capital se llaman de esta forma, ya que son indicadores construidos para medir de forma numérica y porcentual las ganancias o beneficios anuales que se consiguen al haber invertido en algún tipo de activo, una cierta cantidad de capital. En este artículo, voy a tratar los 3 ratios más importantes a la hora de analizar la rentabilidad del negocio de una empresa. Estos 3 ratios, a los que voy a referirme son: ROA, ROE y ROIC.

Voy a explicar cada uno de estos 3 conceptos de forma sencilla, evitando tecnicismos y adaptándolos para que puedan ser utilizados, por cualquiera que se inicie en el mundo del análisis fundamental de empresas. Cada uno de estos 3 ratios, luego tienen sus peculiaridades y particularidades de cálculo, cosa que no me voy a meter a desarrollar en el artículo. Ya hay mucha información “técnica” sobre este tema en publicaciones académicas, como para redundar en ella. Quiero que este artículo sea fácilmente entendible, y aplicable por inversores principiantes. Así que, si eres un académico, o un “supuesto” experto analista, obvia este artículo y cierra la ventana, porque no te aportará nada nuevo.

Ahora sí, estimado inversor principiante y futuro “Analisto” ¡atento a este artículo!, porque te ayudará a entender más sobre el tema. Por eso, en esta ocasión no voy a resaltar en “negrita” frases o párrafos del texto, ya que considero que cada palabra es muy valiosa para entender el conjunto de la idea. Tómate tu tiempo para leer, y comprender estas palabras que a continuación voy a dedicar a los Ratios de Rentabilidad del Capital. ¿Empezamos? +
| Actualizado: 19/mar/2017 | Publicado: 19/mar/2017
1. Rentabilidad de Capital: Empresas vs Personas:

El concepto de rentabilidad o rendimiento de capital hace referencia al dinero generado tras haber realizado una inversión. Por ejemplo, si una empresa invierte su capital para adquirir una maquinaria que mejore su proceso productivo, esto hará que la propia empresa pueda vender más, y por tanto pueda generar mayores beneficios. Ese capital invertido será rentabilizado gracias a la inversión que se hizo en la maquinaria. Otro ejemplo, si un individuo invierte sus ahorros en adquirir acciones de una empresa, y dicha inversión se revaloriza gracias a subidas en la cotización de las acciones adquiridas, el inversor habrá rentabilizado su capital, sus ahorros.

Tanto Empresas como Personas individuales toman decisiones respecto al capital que tienen disponible. Las empresas dirigidas por sus presidentes y consejeros deciden sobre la estrategia que deben de tomar en sus empresa: estrategia empresarial, estrategia organizativa, estrategia productiva, estrategia administrativa, etc. Dentro de los múltiples deberes del CEO se encuentran 2 fundamentales: ¿qué hacer para incrementar el beneficio de su empresa? (aumentar ventas abriendo nuevos mercados, invertir en la creación de nuevos productos, reducir gastos, etc), y ¿qué hacer para asignar el capital de la manera más rentable? (capital procedente de los beneficios no distribuidos, ampliaciones de capital, emisiones de deuda, etc). Las decisiones que tomen los CEOS afectarán a la Rentabilidad de la empresa y por tanto, afectarán al retorno del propio capital de la misma. Por el lado, las Personas individuales deciden en qué activo invertir para maximizar los rendimientos de sus ahorros.

2. ¿Qué inversión debo elegir?:

Tanto si eres un CEO de una gran corporación o un inversor particular que dedica sus ahorros a invertir en fondos de inversión, la decisión de, en dónde invertir tu capital o tus ahorros, dependerá de la rentabilidad que se alcance con dicho desembolso. Un inversor que realice una inversión que provea de un mayor retorno sobre el capital invertido ofrecerá, más riqueza a dicho inversor, que otra con menor retorno. Si eres un CEO querrás invertir en activos con mayor probabilidad de retornos, como hizo Henry Singleton en su empresa Teledyne, una historia muy interesante. Si eres un inversor particular querrás invertir en activos que proporcionen mayores probabilidades de retornos.

El Rendimiento del Capital es una medida de la eficiencia con que los individuos emplean sus recursos para generar beneficios. La habilidad que tenga el inversor (tanto el administrador de la empresa, como el inversor individual como tú y como yo) para encontrar oportunidades en donde invertir el dinero, es de vital importancia para un correcto futuro desempeño de la empresa (en caso de los CEOS) o de la inversión (en caso de los inversores particulares).

3. Ratios para calcular la rentabilidad empresarial:

Como comprenderás, existe una gran cantidad de formas para calcular o medir la rentabilidad de una empresa. Infinidad de ratios y sus distintas variantes hacen que el inversor obtenga una gran batería de resultados para analizar, y sacar conclusiones. Básicamente existen 3 tipos de ratios que miden el Rendimiento del Capital de una empresa. A partir de esos 3 tipos, se pueden obtener numerosas variaciones de cálculo. Ni que decir tiene, que a mayor ROA, o a mayor ROE, o a mayor ROIC, mayor será la riqueza que genera la empresa a sus accionistas, en general.

3.1. ROA:

3.1.1. Definición y Fórmula Numérica:

ROA: en inglés, se denomina “Return on Assets”, “Return on Investment” y “Rentabilidad Económica”, “Rentabilidad sobre Activos”, en español, es un ratio que indica en porcentaje, el beneficio que genera la empresa por cada unidad de activos que tiene. El ROA nos da una idea de cómo de eficiente es la administración de la empresa en el uso de sus activos, que tiene a su disposición para generar ingresos o cómo de bueno es el negocio. Se calcula dividiendo el beneficio neto, entre el total de activos en balance. Indica, cuál es la cantidad de beneficios netos que genera la empresa, por cada euro de activos. Si es alto: significa que la empresa tiene algún tipo de ventaja competitiva o, está en algún sector de moda o en crecimiento.

Se puede calcular de 2 formas:

Forma 1 : Margen Neto de Beneficio x Rotación de Activos = ROA

Forma 2 : Beneficio Neto ÷ Total Activos = ROA

3.1.2. Interpretación práctica:

-Si la empresa A cuenta con unos activos de 10 euros, y genera 1 euro de beneficios, obtendrá un ROA de 10%. Por cada euro de activos, la empresa A generó 10 céntimos de beneficio. A mayor ROA, menores necesidades de inversión necesitará la empresa, con los beneficios organizativos que eso conlleva.

-El ROA nos dice en qué tipo de empresa estamos invirtiendo. Al calcularse el retorno usando el total de activos que necesita la empresa para realizar su actividad productiva, se puede deducir que, a menor cantidad de activos, pero igual retorno en unidades monetarias, mayor será la rentabilidad, y mayor será la eficiencia con que la empresa usa sus activos. Por otro lado, a mayor cantidad de activos, pero igual retorno en unidades monetarias, menor será la rentabilidad y menor será la eficiencia con que la empresa usa sus activos. En el primer caso, estamos hablando de una empresa poco intensiva en capital (mayores beneficios por cada euro de activos), y en el segundo caso, estamos hablando de una empresa muy intensiva en capital (menores beneficios por cada euro de activos).

Una empresa intensiva en capital suele requerir mucha inversión en activos no corrientes como maquinarias y equipamiento. Por ejemplo, algunos sectores intensivos en capital son las telecomunicaciones, fabricantes de automóviles, ferrocarriles, etc. Una empresa poco intensiva en capital suele requerir de poca inversión en activos no corrientes para desempeñar su actividad. Por ejemplo, algunos sectores poco intensivos en capital son los de software, de marketing, de televisión, etc.

-Si la empresa A y la empresa B generan el mismo ROA, pero la empresa A requiere mayor nivel de activos que B, entonces A necesitará una mayor cantidad de dinero que deberá invertir y reinvertir, una y otra vez, para seguir generando la misma cantidad de beneficios que antes. En cambio, la empresa B necesitará menores inversiones para mantener sus beneficios.

-Empresas con ROA menor a 5%, serán intensivas en capital (requerirán de una gran infraestructura en activos no corrientes para desarrollar su actividad productiva). Empresas con ROA mayor a 20%, serán poco intensivas en capital (requerirán de poca infraestructura en activos no corrientes para desarrollar su actividad productiva).

-A igual nivel de beneficios, gana la empresa que menos activos necesite. Si la empresa A obtiene un beneficio de 1 y requiere de 10 y la empresa B obtiene un beneficio de 1 pero requiere de 20, la empresa A será la que más eficientemente estará usando sus activos para generar esos beneficios.

-El ROA nos dice la cantidad de financiación propia y ajena que necesita la empresa para financiar sus operaciones y generar beneficios.

-El ROA nos dice qué clase de CEOS están al frente de la empresa. Como se suele decir: “Cualquiera puede hacer un beneficio tirando un montón de dinero, pero muy pocos directivos destacan en hacer grandes ganancias con poca inversión.”

-El ROA nos dice qué tipos de fortalezas y debilidades tiene la empresa. Si atendemos a la fórmula 1: Margen Neto de Beneficio x Rotación de Activos = ROA, podemos sacar conclusiones muy interesantes. Si los administradores de la sociedad quieren mejorar la eficiencia de la misma (aumentar su ROA), tiene 2 opciones:

1- Subir los precios de sus productos, o intentar bajar el coste de producirlos para incrementar su Margen Neto de Beneficio ó,

2- Vender una mayor cantidad de sus productos, para incrementar la Rotación de Activos.

Por ejemplo, si la empresa A y la empresa B tienen el mismo margen neto, pero su ROA es diferente, su rotación de activos, o la eficiencia con que la administración de la empresa usa sus activos, es lo que hace realmente la diferencia. La eficiencia con que usan sus activos para generar ventas será diferente en cada empresa.

-El deber de los CEOS es, como mínimo estar en las normas del sector al que pertenezcan: desplegar un ROA equivalente a la media del sector. Los 2 componentes, Margen Neto de Beneficio y Rotación de Activos deberían de ser muy parejos a los de su sector. Si esto no es así, y el ROA resultante es menor al del sector, la administración deberá de tomar acciones para mejorar su posición, y ponerse a la par que sus competidores. Un ROA en la media del sector, pero cuyo componente “Margen Neto de Beneficio” es mayor a la media, no es un ROA “eficiente”, ya que sus competidores logran vender a menor precio una mayor cantidad de productos.

3.2. ROE:

3.2.1. Definición y Fórmula Numérica:

ROE: en inglés, se denomina “Return on Equity” y “Rentabilidad Financiera”, “Rentabilidad sobre Recursos Propios”, “Tasa de Retorno sobre el Patrimonio Neto”, en español, es un ratio que indica en porcentaje, el efectivo que gana la empresa al emplear sus fondos propios. El ROE indica el crecimiento potencial de la misma. Se calcula dividiendo el beneficio neto, entre los fondos propios (patrimonio neto = activo - pasivo). Indica cómo de eficiente es con respecto al uso de sus fondos propios para generar mayores ventas e ingresos. El resultado nos dice la cantidad de beneficios netos que obtiene la empresa, por cada euro de fondos propios. Si es alto: significa que la empresa tiene algún tipo de ventaja competitiva o, está en algún sector de moda o en crecimiento.

Se puede calcular de 2 formas:

Forma 1: ROE=Beneficio Neto/Fondos Propios

Forma 2: ROE=Beneficio Neto/Ventas x Ventas/Total Activos x Total Activos /Fondos Propios

3.2.2. Interpretación práctica:

-Si la empresa A, cuenta con unos fondos propios de 10 euros, y genera 1 euro de beneficios, obtendrá un ROE de 10%. Por cada euro de patrimonio neto, la empresa generó 10 céntimos de beneficio. A mayor ROE, menores necesidades de inversión requerirá el negocio de la empresa, con los beneficios que eso conlleva.

-El ROE nos indica si una empresa tiene una ventaja competitiva o no. Si su ROE es muy alto, eso es indicio de ventaja competitiva clara. Pero para ver este dato en su contexto, es necesario tomar ROE´S medios de los últimos 5 años. Empresas con ventajas competitivas duraderas suelen ser negocios con poca deuda, con CAPEX bajos y dividendos crecientes.

-El ROE se calcula en base a 3 ratios, que son las 3 fuentes de rentabilidad que puede manejar el CEO. Dichos ratios son la base de la toma de decisiones a nivel de “Alta Dirección”. El CEO de turno podrá decir, -¡nuestro ROE es bajo!, debemos aumentarlo siendo más eficientes en la rotación de nuestros activos-. Entonces, el CEO mandará a los encargados de producción que hagan los ajustes necesarios para que la rotación de activos se mueva de forma más rápida (esto es una toma de decisión muy simplificada, pero es aproximada). Al CEO de turno, no le importa como lo lograrán, lo que quiere ver, es que el próximo mes la “pata” de la fórmula del ROE sea mayor. Cada una de esas 3 patas, o ratios que conforman el ROE son: margen sobre ventas, rotación de activos y multiplicador de endeudamiento. A esta descomposición se le llama “Modelo Dupont”.

            Margen sobre ventas: Beneficio Neto/Ventas

            Rotación de activos: Ventas/Total Activos

Multiplicador de endeudamiento: Total Activos /Fondos Propios

Dependiendo del resultado de cada uno de estos ratios, el nivel ROE puede verse afectado. Por ejemplo, si una empresa acude a un alto endeudamiento, esto hará que el ROE sea mayor que si no acude a esa forma de obtención de recursos. No será su negocio el que genere un mayor ROE, sino que será su estructura financiera la que provocará ese aumento de rentabilidad.

-Del punto anterior, por tanto se puede sacar conclusiones:

Conclusión 1: Si una empresa quiere aumentar su ROE, tiene 3 opciones: -aumentar su margen sobre ventas, -aumentar su rotación de activos, o -aumentar su nivel de apalancamiento financiero.

Conclusión 2: El CEO y sus ayudantes serán los responsables de dar las órdenes necesarias para equilibrar estos 3 componentes.

Conclusión 3: El ROE puede llegar a ser una aproximación del posible crecimiento que pueda alcanzar la empresa a largo plazo (si es que los fondos propios de la empresa no están siendo minorados, por el efecto de las recompras de acciones, que suelen acometer las empresas en sus propias acciones, para reducir su número).

Conclusión 4: Al tomar las 3 patas del ROE, un futuro “Analisto” deberá compararlas con las patas de sus competidores, para ver la “calidaddel futuro crecimiento empresarial que pueda llegar a conseguir el negocio de la empresa.

A corto plazo, lo que mueve la cotización es el capricho del inversor, y la visión cortoplacista del supuesto analista, que solo se fija en los beneficios por acción, inflados por -las recompras de acciones (eliminación de acciones en circulación), -la ineficiencia en el uso del efectivo para generar rentabilidades poco “rentables” (fusiones y adquisiciones, etc). Pero a largo plazo, es el ROE el que dicta el crecimiento empresarial y la futura cotización.

-Si los BPA aumentan pero el ROE disminuye o no crece, la administración de la empresa estará haciendo “cosas raras”, en su favor para aumentar sus… ¿retribuciones?, pero que no benefician en nada al accionista final.

-Destripar los factores o componentes que afectan al ROE, puede darnos una idea de en qué tipo de empresa estamos invirtiendo: empresa de reciente creación, empresa estable, empresa de crecimiento rápido o empresa de crecimiento nulo. En el blog, puedes encontrar más información de la relación que existe entre la rentabilidad de las inversiones de capital que realizan las empresas y su ciclo de vida. No obstante, en el futuro dedicaré un artículo a este tema.

-Si 2 empresas tienen igual ROE, una puede ser mejor inversión que otra, simplemente observando la evolución de cada componente del Modelo Dupont, como ya te habrás imaginado.

-Las ROE´S actuales son el resultado de las inversiones del pasado, no de las inversiones presentes.

-Un ROE alto es indicativo de que una empresa tiene una fuerte capacidad de generar dinero en efectivo, gracias a sus actividades operacionales.

-Un ROE que oscile entre 12%-20%, es un ROE típico y normalillo, ya que la gran mayoría de las empresas se encuentran en esa horquilla. ROE´S menores a 12% será indicativo de empresas poco recomendables para invertir en ellas. ROE´S mayores a 20% será indicativo de empresas con fuertes ventajas competitivas y crecimientos estables. No obstante, ROE´S enormes o que tienden a “infinito” suelen indicar que estamos ante empresas con dificultades de crecimiento en ventas, que tal vez en el presente no se muestren esa dificultades, pero en el futuro, seguro que tendrán sus problemas para conseguir rentabilizar sus fondos.

-Empresas con ROE´S altos suelen ser empresas que reparten una gran cantidad de su beneficio a sus accionistas. Al ser negocios excelentes y muy rentables, suelen tener dificultades para poder encontrar buenas inversiones para reinvertir sus excedentes de efectivo. Por tanto, los CEOS suelen tomar la decisión de repartir esos excedentes en forma de dividendos. De esa forma, la empresa tendrá en su poder una mínima cantidad de efectivo para mantener sus operaciones normales y por consiguiente, sus fondos propios estarán en niveles mínimos. Niveles necesarios para conservar su correcta financiación. Tal como le suele pasar a Warren Buffett, a medida que ha tenido mayores cantidades de efectivo para invertir, ha tenido menores oportunidades de inversión de forma rentable.

-Si el ROE de una empresa no crece y además, dicha empresa está devolviendo dinero a sus accionistas, estamos ante una empresa que según Peter Lynch es una empresa de crecimiento lento o nulo.

3.3. ROIC:

3.3.1. Definición y Fórmula Numérica:

ROIC: en inglés “Return on Invested Capital” y “Rentabilidad sobre el Capital Invertido o Empleado”, “Retorno del Capital Invertido” en español, es un ratio que indica en porcentaje, el nivel de crecimiento que obtiene la empresa al emplear sus capitales permanentes (fondos propios y fondos ajenos a largo plazo) para financiar sus activos. Se calcula dividiendo el beneficio, entre el capital invertido de la empresa. Si es alto: significa que la empresa tiene algún tipo de ventaja competitiva o, está en algún sector de moda o en crecimiento.

Se puede calcular de la forma siguiente:

ROIC=Beneficio Neto/(Fondos Propios+Fondos Ajenos a largo plazo)

3.3.2. Interpretación práctica:

-El ROIC nos indica la eficiencia con que la organización usa sus fondos para realizar sus proyectos de inversión a largo plazo.

-El ROIC es una buena forma de comparar empresas de todo tipo, de diferentes estructuras de capital, de diferentes ciclos de vida, etc.

-Si la empresa A, cuenta con un capital invertido de 1 mill. de euros, y genera 0.1 mill. de euros, obtendrá un ROIC de 10%. Si ese beneficio de 0.1 mill. de euros se reinvierte de nuevo en el negocio, entonces la empresa tendrá un capital invertido de 1.1 mill de euros, y si es capaz de seguir generando un ROIC de 10%, obtendrá posteriormente un beneficio de 0.11 mill. de euros.

-Una empresa con un ROIC medio mayor al 8%, será una empresa con una clara ventaja competitiva. No obstante para averiguar si ese ROIC realmente genera crecimiento en el negocio, se debe comparar con el coste de obtener esos fondos ajenos. Ese coste de obtener el capital es lo que se llama WACC (coste medio ponderado de capital). Sobre el tema del WACC, ya escribí hace unos meses atrás, no me detendré en ello. Pero, básicamente si,

-el ROIC > WACC, el crecimiento será rentable y por tanto, la empresa estará creando valor al accionista. Si

-el ROIC < WACC, el crecimiento no será rentable y por tanto, la empresa no estará creando valor al accionista. De nada sirve pedir dinero prestado a un banco, a bonistas o accionistas si no puedes obtener una mayor rentabilidad que el coste de pedir ese dinero prestado.

-Personalmente, utilizo el ROIC para proyectar los flujos de caja futuros y así calcular el valor intrínseco conservador de la empresa que esté analizando. Es un ratio que elimina las ineficiencias del ROA y del ROE. Podría decirse que está a medio camino de estos 2 ratios, ya que se calcula teniendo en cuenta los activos, fondos propios y pasivos a largo plazo, y no los de corto plazo.

4. Relacionando conceptos:

-En el numerador de estos ratios (ROA, ROE y ROIC) puede usarse o el beneficio neto, o en algunos caso el EBIT, o en otros casos, el Flujo de Caja Libre. Todo depende de qué conclusiones quiera sacar el “Analisto”.

-Siempre debemos comparar los niveles de ROA, ROE y ROIC con los niveles del sector, y no con otros sectores, ya que cada sector presenta peculiaridades distintas a la hora de realizar sus actividades de explotación. O si lo prefieres puedes comparar los niveles de una empresa con niveles de años anteriores.

-Si una empresa no tiene deuda, el ROA y el ROE serán el mismo.

-El verdadero ROE es el que se calcula con los fondos propios más las acciones que la propia empresa recompra de su capital bursátil.

-El ROA nos ayuda a comparar una empresa, frente a su competidor más directo.

-El ROIC es un ratio que nos ayuda a proyectar las tasas de crecimiento del valor intrínseco conservador de una empresa.

-La evolución de los márgenes de beneficio deben de estar en consonancia con la evolución de los ratios ROA, ROE y ROIC.

Conclusiones finales:

Muchísimas gracias por leerme. Si quieres podrías demostrar que aprecias mi esfuerzo, compartiendo el artículo con tus amistades y contactos de email, Facebook, Twitter, etc. Y no olvides Seguirme en mis redes sociales o Inscribirte vía email al Feed (lista de correo electrónico), para no perderte ninguna nueva publicación.

¿Te ha parecido interesante este post? Házmelo saber, dándole un “me gusta”, “RT” o comenta respecto al contenido, si estás o no de acuerdo con esta reflexión. Así me estarás ayudando a difundir lo que has aprendido tú al leer este artículo.

Seguro que después de haber leído este artículo, ahora sabes un poco más respecto a estos indicadores de rentabilidad. Ahora, ¡toca ponerlos en práctica e ir analizando una a una!

¿Qué piensas respecto al tema, después de leer esto?:
¿Qué otros ratios usas para medir los rendimientos de capital de una empresa?

Gracias por leerme en este artículo. Espero que hayas disfrutado leyendo el artículo, tanto como yo escribiéndolo.

Un saludo. Suerte con tus inversiones, y ¡ánimo con tu preparación para ser un mejor inversor y… un futuro “Analisto”!



o------------------------o

Otros artículos relacionados con este post, elegidos por mí y que te pueden ser útiles:
WACC

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Comenta lo que quieras...